Crèpes rellenos de manzana caramelizada al Brandy. Reto "Alfabeto Dulce"

Dulce. Si, ya sé que hay que irse preparando para la operación bikini, pero aún estamos a tiempo... además, no tengáis prisa que estos días vienen cargaditos de dulce... Bueeeeno, y de alguna receta salada también.

Por lo pronto hoy toca Reto Alfabeto Dulce, que el mes pasado fallé (aunque he de decir en mi defensa que no fue por voluntad propia) y este no me lo podía perder. Y eso que cuando leí el ingrediente de este mes casi me da un patatús!!!! Brandy. ¿Y qué narices preparo yo ahora con brandy? Pero si no tengo ni en casa!!! Así que he tenido que tirar del mueble bar de papi y mami y ponerme manos a la obra...o a la masa en este caso. Y el resultado...pues oye, no ha estado nada mal, que lo sepáis!!!




Y en unos días me voy a hinchar a apuntar todas las recetas que publique Ana de Cook the Cake en el Reto Alfabeto Dulce de este mes, que seguro que me sorprende más de una y de dos. Y vosotros deberíais hacer lo mismo. Estoy convencida de que mis compañeras habrán creado auténticas maravillas.

Yo os dejo con la mía.... ;)





Ingredientes
Para los crèpes
1 huevo
200 ml de leche
150 gr de harina
1 cucharadita de mantequilla
Azúcar (esto al gusto de cada uno)

Para el relleno
2 manzanas
1 cucharada de mantequilla
50 ml de brandy
1 cucharada de azúcar moreno



Preparamos la masa de las crèpes. Batimos todos los ingredientes con ayuda de una batidora y dejamos reposar la mezcla unos 30 minutos en la nevera.

Pelamos y picamos las manzanas en gajos finos y salteamos unos minutos en un poco de mantequilla. Cuando estén doraditos, añadimos el brandy y dejamos evaporar el alcohol. Echamos el azúcar y dejamos cocinar a fuego lento para que se vaya caramelizando. Dar la vuelta de vez en cuando para evitar que se pegue la manzana.

Hacemos las crèpes en una sartén antiadherente. Colocamos en un plato y rellenamos con la manzana. Servir y degustar calientes.



Seguir leyendo »

Cabello de ángel

El año pasado me regalaron una calabaza cidra. Gracias Carmina, porque me ha encantado preparar el cabello de ángel, que nunca antes lo había hecho casero.

La cidra es un tipo de calabaza de cáscara muy dura de un característico color verdoso con manchas amarillo pálido que en su interior contiene una carne de color blanquecina. Tiene unas pipas de color negro, lo que facilita el trabajo de quitar las semillas para su uso.




La verdad es que no lleva tanto trabajo como pensé en un primer momento, aunque esto, como todo, depende del tiempo que le queramos dedicar. Yo he escogido la versión rápida, sin ensuciar  mucho y cociéndolo de dos veces.

El resultado ha sido buenísimo. Y además muy bonito, pues ha quedado con un color dorado precioso. Y, lo envasé al vacío para asegurarme de que me aguantase y poder usarlo para rellenar algún postre o acompañar algún plato.






Ingredientes
1 calabaza cidra (Sólo la pulpa 700 gr)
700 gr de azúcar
1 vaso pequeño de agua (100 ml)
1 rama de canela


Partir la calabaza y sacar la pulpa. Cortar la pulpa en trozos y quitar las pepitas. Cocer en agua hasta que quede blanda. Sacar y escurrir bien. Yo la dejé toda la noche escurriendo. Separar los cabellos con ayuda de un tenedor.

Preparar un almíbar con el agua y el azúcar. Cuando adquiera el punto de hebra, añadir la pulpa de calabaza bien escurrida y dejar cocer hasta que los cabellos estén tiernos y el almíbar espese.

Envasar y conservar en la nevera. Yo lo envaso al vacío y así me aseguro de que aguanta más tiempo.



Seguir leyendo »

Bizcocho-tarta de café

Si, mañana es San Valentín, y no…no he hecho nada para ese día. Lo hago para hoy!! Porque quiero. Así que mañana no habrá nada nuevo que publicar. Y es que ya llevamos un mes y medio con el San Empalaguín a cuestas. Y aburre.


Bueno, yo os dejo por aquí un bizcocho-tarta súper jugoso y con un intenso sabor a café. Que queéis hacerlo tarta, le añadís la cremita. Que sólo queréis bizcocho, pues lo dejáis tal cual sale del horno. Dos versiones….un mismo sabor.

Ale, que hoy no me enrollo más. Ahí os lo dejo. Toooodo para vosotros.





Ingredientes
175 gr de aceite de oliva suave
200 gr de azúcar moreno
3 huevos
175 gr de harina
2 cucharaditas de levadura química
100 gr de nueces picadas
2 cucharadas de café instantáneo
4 cucharadas de agua caliente

Precalentar el horno a 180º.
Engrasamos un molde de 20-22 cm y reservamos.

En un bol, tamizamos la harina con la levadura y reservamos. Disolvemos el café en el agua caliente y reservamos también.

En otro bol batimos el aceite, con el azúcar y los huevos. Una vez bien integrados todos los ingredientes incorporamos la harina y la levadura tamizadas y mezclamos.
Con la mezcla homogénea añadimos el café y mezclamos bien. Incorporamos las nueces y mezclamos con ayuda de una espátula.
Vertemos la mezcla en el molde y metemos al horno unos 35-40 minutos o hasta que veamos que el bizcocho se separa de las paredes del molde y al pincharlo con un palito este sale limpio.

Dejamos enfriar sobre una rejilla unos minutos antes de desmoldar.

Si queremos degustarlo así, ya está listo para el consumo. Si preferís rellenarlo hacemos el almíbar y la crema.



Almíbar
50 gr de azúcar
50 ml de agua
2 cucharadas de café soluble
4 cucharadas de agua caliente

Calentamos el agua con el azúcar hasta que arranque a hervir. Retiramos y añadimos el café. Removemos y dejamos entibiar.

Cortamos el bizcocho formando dos discos y empapamos con el almíbar. Reservamos.


Crema de café.
200 gr de azúcar glas
200 gr de queso crema tipo Philadelphia
100 gr de mantequilla a temperatura ambiente
1 cucharada de café soluble
2 cucharadas de leche caliente
1 cucharadita de esencia de vainilla

Disolver el café en la leche caliente.
Mezclar todos los ingredientes con ayuda de las varillas eléctricas hasta obtener una mezcla cremosa.

Extender una capa generosa sobre una de las mitades del bizcocho. Tapar con la otra mitar y cubrir con la crema.


Listo!!! A disfrutarlo.




Fuente: Alma Obregón




Seguir leyendo »

Arroz al horno

Mi primer arroz al horno. Y tengo que agradecérselo a Isa Reina por proponerlo para su reto de este mes en Cocinamos con Reina porque de otra forma, no sé si lo hubiera hecho.


Es lo que tienen estos retos voluntarios, que motivan y si te apetece hacerlo lo haces y punto. Y si no te apetece...pues lo dejas pasar. Así que, gracias por darnos la oportunidad!!!

A lo que iba. Este mes, en el Reto Cocinamos con Reina, nos hemos ido hasta Valencia con el arroz al horno. Un plato fácil y versátil pues admite muchas variaciones. Yo el mío, sin muchas complicaciones. Una pechuga de pollo que tenía congelada y un poco de color con el pimiento y el tomate...y listo!!





Ingredientes
2 tacitas de arroz
5 tacitas de caldo de pollo
1 pechuga de pollo
1 cebolleta
1 tomate 
1 pimiento verde
Pimentón 
Ajo en polvo
Colorante (opcional)
Sal

Precalentar el horno a 200º.

En una sartén con un poco de aceite, rehogar la cebolleta rallada (o picada muy menudita). Cuando la cebolla esté dorada añadimos el pimiento, cortado en tiras, y el tomate pelado y troceado y lo rehogamos unos minutos. Echar el pimentón y el ajo en polvo y dejamos a fuego suave durante 5 minutos.

Añadimos el arroz y rehogamos también durante un minuto. Echamos el caldo y dejamos cocer unos 5 minutos. Salar al gusto.

Pasamos todo a una fuente apta para el horno y volcamos en ella el arroz. Metemos al horno durante 8 minutos a 200º y pasado el tiempo, dejamos 2 minutos más con el gratinador.

Sacamos del horno y servimos inmediatamente.




No dejéis de pasaros por el blog de Isa a ver todas las versiones de arroz al horno que le han ido llegando, y que publicará en un recopilatorio el día 15. 




















Seguir leyendo »

Patatas meneás... #conpatatasyalolocoTS

Las patatas meneás, un plato característico de esta tierra mía. Aunque también las comen en Ávila y Extremadura pero allí las conocen como patatas revolconas.

Era un plato de campesinos, pues no es más que puré de patata acompañado de panceta o tocino. Muy típico también de las matanzas, por lo rápido que es de preparar. Hoy en día, no ha evolucionado mucho, pero no hay barra de bar que se precie que no lo ofrezca como tapa. Y, aún no conozco a nadie que lo haya probado y no repita.

Tuve claro desde el principio que este sería el plato para la propuesta de este mes en La cocina Typical Spanish. Esta vez ha habido nueva anfitriona, que no es otra que Margot del blog El cajón desastre de Maggie. Una fija entre nuestras filas, pues nos acompaña en esta andadura desde el principio hace ya más de un año. Un honor tenerla por aquí. Y su propuesta, #conpatatasyalolocoTS, admite infinitas sugerencias, texturas y platos donde cocinarla. 

Aquí os dejo mi aportación...




Ingredientes
2 dientes de ajo
Aceite de oliva
600 gr de patatas
800 gr de agua
1 cucharada de pimentón 
1 hoja de laurel
1 cucharadita de sal
200 gr de panceta


Método tradicional

Pelamos y picamos las patatas. 

En una cazuela, con una cucharada de aceite, rehogamos los dientes de ajo picados. Añadimos las patatas, la hoja de laurel, la sal y el agua. Cocemos hasta que las patatas estés blandas.Retiramos la hoja de laurel y el agua (aunque no la tiramos por si nos queda muy espeso el puré) y las machacamos (que no batimos) según nos guste encontrarnos más o menos trozos de patata. Reservamos.

En una sartén con aceite freímos las tiras de panceta hasta que queden crujientes. Retiramos del fuego y desechamos el aceite menos una par de cucharadas o tres. Añadimos el pimentón con cuidado de no quemarlo. Echamos sobre el puré de patata y mezclamos bien.

Servir calientes con unos trozos de panceta frita.


En Thermomix

Echamos el aceite y el ajo en le vaso y trituramos 4 seg, vel 4. Ponemos la mariposa y echamos las patatas, el laurel, la sal y el agua y programamos 20 min, Varoma, Vel 1. Una vez pasado el tiempo escurrimos las patatas.

En una sartén con aceite freímos las tiras de panceta hasta que queden crujientes. Retiramos del fuego y desechamos el aceite menos una par de cucharadas o tres. Añadimos el pimentón con cuidado de no quemarlo. 

Volemos a colocar la mariposa en el vaso y echamos las patatas. Añadimos el pimentón y programamos 5 seg, vel 4. Si queréis que queden más trituradas programar 10 seg, vel 7.

Servir calientes acompañadas de panceta frita.




Aquí podéis ver todas las propuestas de este mes en La cocina Typical Spanish. No os lo perdáis!!!



Seguir leyendo »

Magdalenas de manzana y caramelo #singluten

Magdalenas de manzana y caramelo #singluten. Porque todo el mundo tiene derecho a disfrutar de unas buenas magdalenas!!!

Y, ya que esta semana no me ha dado tiempo a preparar un bizcocho y el otro día hice la versión magdalenas en bizco, hoy lo hago a la inversa…. Magdalenas 2.0 para el #proyectobizcochowebos de Su.


He de deciros que las he preparado en dos versiones. Con harina de arroz y con harina normal. Para mi gusto han quedado más ricas estas, más jugosas. La masa de harina normal ha quedado más compacta, más seca. Pero estaban igual de buenas. A las de harina normal, les cambié también la margarina por mantequilla.

Yo os animo a prepararlas porque no os van a defraudar. Y la harina de arroz da una textura muy suave a las masas, así que no penséis que por no ser harina tradicional no van a estar buenas, porque os sorprenderán.




Ingredientes
100 gr de harina de arroz
110 gr de azúcar
100 gr de margarina
2 huevos
½ cucharadita de limpulsor químico (yo Royal)
2 cucharadas de leche
½ manzana rallada
1 manzana en láminas

Para el Caramelo
100 gr de azúcar
2 cucharadas de agua


Precalentamos el horno a 180º

Mezclamos la margarina con el azúcar hasta obtener una textura pomada. Añadimos los huevos uno a uno, batiendo a baja velocidad y cuando esté bien integrado el último, añadimos las harina tamizada con la levadura y las dos cucharadas de leche. Incorporamos la manzana rallada con movimientos envolventes.

Repartimos la mezcla en las cápsulas, sin llenarlas más de los 2/3 para evitar que se salga la masa al hornearlas, Decoramos con la manzana partida en láminas  y horneamos entre 20 y 22 minutos. Dejamos enfriar dentro del molde unos 5 minutos y después los pasamos a una rejilla, ya fuera del molde, para que terminen de enfriarse.

Preparamos el caramelo. Ponemos en un cazo el azúcar con el agua y calentamos hasta que el caramelo vaya adquiriendo un tono dorado claro. En ese momento lo retiramos del fuego y dejamos templar (con el calor residual se tornará un poco más oscuro). Dejar enfriar unos minutos.


Regamos con el caramelo y listas para degustar.


Seguir leyendo »

Croquetas de queso de cabra y mermelada de tomates verdes

Marchando una de croquetas!!! Esta vez de queso de cabra. Acompañadas de mermelada de tomates verdes. ¿Os acordáis que os puse la receta por aquí hace unas semanas? Pues bien, ya tenemos acompañamiento. Una combinación perfecta.




Un entrante perfecto para una comida o cena informal.....o no tan informal. En mi casa vuelan. y es que hay que hacerlas por toneladas porque son un visto y no visto. Cremosas, suaves y con un toque que encantará a los amantes del queso.




Ingredientes
60 gr de mantequilla
130 gr de harina
400 ml de leche
1/2 cucharadita de sal
Nuez moscada
1 rulo de queso de cabra
Mermelada de tomates verdes (receta aquí)


En una sartén calentamos la mantequilla. Añadimos la harina, mezclamos bien y la tostamos unos minutos hasta que pierda el color blanquecino. Vamos incorporando la leche poco a poco sin dejar de remover para que no se formen grumos. Salpimentamos y espolvoreamos con un poco de nuez moscada. Echamos el queso de cabra troceado para que sea más fácil deshacerlo. Cocinamos hasta que la masa se desprenda de las paredes de la sartén y el queso esté totalmente integrado. 

Volcamos la masa en una fuente y cubrimos con film transparente asegurándonos de que este toque toda la masa para evitar que le entre aire y se forme costra. Dejar reposar de un día para otro en la nevera.

Coger porciones y darles forma (también podéis meter la masa en una manga pastelera y hacer churros que luego iréis cortando del tamaño que queráis). Rebozarlas en pan rallado, huevo y pan rallado de nuevo. Freir en abundante aceite caliente a fuego medio unos minutos.

Servir calientes y acompañadas de la mermelada de tomate.







Seguir leyendo »